Vacaciones en Ica

Tierra de culturas preincaicas como las de Paracas y Nazca, Ica guarda consigo una historia de supervivencia que la transforma en una de las pocas ciudades de Perú que tuvo entereza para afrontar dos catástrofes naturales como lo fueron la inundación de 1998 y el terremoto de 8 puntos en la escala de magnitud durante 2007.

Los principales atractivos de la zona serán el Palacio Municipal, que fue severamente afectado por el sismo, pero sus arquerías y ornamentos se mantienen en pie desde la época republicana. En el segundo piso, el salón consistorial se decora con figuras ornamentales de madera que representan las estaciones del año, sin olvidar el lienzo en honor a la independencia de 1820.

El santo patrón de Ica tiene su lugar en el Santuario del Señor de Luren, uno de los templos más concurridos por propios y ajenos gracias a la arquitectura neoclásica y los tres portales con arquerías de ladrillo. Otro edificio importante será la Catedral, refaccionada en 1814 y con dos estilos bien marcados: en el exterior, neoclásico puro, en el interior los altares y el púlpito barrocos.

Para aquellos que necesiten hoteles en Ica, el Hotel Villa Jazmín lanzó un nuevo servicio para viajeros aventureros que incluyen 6 carpas de lujo dentro de sus instalaciones que permiten que sus huéspedes disfruten de una atractiva experiencia con todas las comodidades propias del hotel.

Con este servicio el hotel, que ya se encuentra posicionado en el destino, busca ampliar la oferta de sus servicios. El Hotel Villa Jazmín, con 11 años de operación, se encuentra entre los 3 mejores hoteles de la ciudad de Ica. Con la categoría tres estrellas superior, el Villa Jazmín ha logrado imponerse entre la preferencia de los viajeros, principalmente internacionales, que buscan comodidad, personalización en el servicio y garantía.

Al respecto, Mozes Martens, CEO del hotel destacó que un factor clave para el posicionamiento del alojamiento es que han desarrollado buenas prácticas de calidad. Esto con el objetivo principal de responder a las exigentes demandas de los viajeros europeos y asiáticos que son sus principales clientes. Ese mismo nivel de cuidado en los detalles y atención personalizada la comparten con todos los huéspedes del hotel, incluso con los viajeros nacionales.

Es así que en su imparable espíritu innovador el hotel decidió poner a disposición de sus huéspedes 6 carpas que, además de contar con un diseño muy atractivo, brindan las siguientes comodidades: baño propio, luz y tomacorrientes, TV con cable, teléfono, wifi, caja fuerte, agua fría/caliente, guardarropa, mosquitero y hamaca exterior.

Actualmente el hotel cuenta con tres áreas claramente diferenciadas. En la primera -área original donde se levantó el hotel- se encuentra la recepción, business center, salón de play station, mini gimnasio, habitaciones, piscina temperada, zona de comedor al aire libre y estacionamiento. En la segunda, construida a inicios del 2015, se ubica otro bloque de habitaciones (con terrazas individuales), una segunda piscina, zona de parrilla y bar, así como el restaurante. La tercera zona del hotel está levantada sobre el área de dunas que rodean al hotel en donde, además de las carpas, se encuentra una zona de fogata.